20 abr. 2010

CORAZÓN DE CRISTAL


Hace poco ministrando a una joven el Señor me dijo: dile que su corazón ante mí es como el cristal, me costó darle este mensaje a ella, porque lo encontraba algo abstracto, pero no quise resistir al Espíritu y entregué el mensaje, al día siguiente al despertarme aun sobre mi cama empecé a meditar sobre un corazón de cristal, me acordé, de Mateo 26:21-22, Jesús dice a sus apóstoles; uno de vosotros me va a entregar. Y entristecidos en gran manera, comenzó cada uno de ellos a decirle: ¿Soy yo, Señor? Quiere decir que en esos tres años que compartieron ministerio con el Señor, en alguna ocasión sintieron la sensación o interrogante si hacían lo correcto, o perdían el tiempo, pero ellos tenían corazón como el cristal para el Señor con algunas impurezas que había que pulir con el tiempo, importante para nosotros; los apóstoles no eran súper – humanos, eran personas como nosotros con las mismas debilidades, los doce tuvieron sus dudas alguna vez, pero solo uno lo traicionó ( en su corazón había muchas mezclas más que cristal era vidrio) los otros lo abandonaron para salvar sus vidas, vidas que años después darían por él.
Volviendo a la joven del corazón de cristal, yo quiero tener corazón de cristal para Dios, hay una gran diferencia entre el cristal y el vidrio, el cristal es químico y el vidrio es físico, (Químico es un cuerpo que se destruye y no se puede hacer igual, ejemplo; si quemas la madera no volverás a tener madera tendrás carbón, físico es un cuerpo que se destruye y se recompone como era antes, ejemplo; un ladrillo lo mueles y puedes hacer otro ladrillo)el cristal es puro si se estropea solo se puede hacer vidrio con el, el vidrio es una mezcla de arenas que si se estropea se muele y se recicla nuevamente, una cristalería de vidrio puede costar en el mercado unos treinta euros y una de cristal unos cuatrocientos, la de vidrio se usa para uso cotidiano la de cristal para honrar al invitado,(y para las grandes ocasiones)si tienes en la mano una copa de cristal parece mas frágil que la de vidrio pero es igual, al ser más valiosa le das más importancia, la copa de vidrio la coges de cualquier manera, la de cristal lo haces con firmeza y suavidad al mismo tiempo, el cristal es más duro que el hierro, si no me crees coge una sierra de cortar hierro e intenta cortar el cristal o incluso el vidrio verás que el cristal es más duro que la misma sierra, no confundas la dureza con la fragilidad, porque el Espíritu Santo es fuerte en tu vida y frágil en tus manos.
Los apóstoles tenían corazón de cristal “en perfeccionamiento”, excepto Judas que lo tenía de vidrio, quiero decir que había muchas mezclas en su corazón, los apóstoles llaman a Jesús Señor (Mateo 26:22) Judas le llama Maestro (Mt. 26:25), Judas robaba (Juan 12:6) pero con Jesús y los demás no podía gastar lo robado, por ello pienso que robaba para entregarlo a los zelotes. (organización revolucionaria para la liberación de Israel de la que se cree que salió Judas) pienso que Judas no era avaro, pues un avaro no devuelve el dinero por nada, judas lo hizo, pienso que su idea era poner a Jesús entre la espada y la pared, si lo entregaba, Jesús haría un milagro mataría a los romanos y religiosos que le apoyaban e Israel sería libre al fin, porque Judas conocía el poder y sabiduría de Jesús, pero algo falló en los planes de Judas, hago esta reflexión para poner de relieve que en el corazón de Judas había muchas mezclas.
Ahora una pregunta entre tu y Dios ¿tu corazón es de cristal, o de vidrio? El vidrio es mejor que el barro, pero el cristal es mejor que el vidrio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario