28 feb. 2011

TRAJE A MI CORAZÓN


Tengo un corazón elegante, pues le hice un traje fino, no es de cuero napa o ante, ni es algodón lana o lino.
Es de color verde; pues verde es el color de la esperanza, tejido con la mirada de Cristo, con hilo de oración, diseñado con la Palabra, elaborado con horas de adoración, cosido con alabanza, y aguja de servicio a los demás, planchado con la entrega, etiquetado con el Espíritu Santo.
En toda la eternidad, mi corazón no pasará frio, este corazón estará abrigado, pues fue sabio y aceptó a Cristo.
¡Que guapo! estará mi corazón, con tejido exportado por santidad, bordado con amor e ilusión, con hilo de oro que es la esencia de mi Dios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario